ETIQUETAS

LO ÚLTIMO PUBLICADO

domingo, 2 de julio de 2017

Embajadores de e-twinning, embajadores del cambio educativo. Here We are!

No hay mejor acto, previo a una ponencia, para poner en orden ideas que conversar con uno mismo utilizando el que es su vehículo de comunicación con el mundo digital y establecer un diálogo fluido de aquello en lo que uno cree.


Mañana es el VI encuentro de embajadores etwinning y me han invitado para compartir con esta comunidad educativa lo que yo entiendo por creatividad y cómo desarrollarla en el aula. Es un precioso reto que me va a hacer crecer como persona y como profesora, los embajadores e-twinning son una comunidad de profesores activos, entusiasta y con un nivelazo profesional que les acredita en el programa e-twinning como expertos y difusores del programa.

El amplio mapa de los embajadores españoles e-twinning es el siguiente:





Comienzan aquí unas reflexiones previas que pretenden ordenar muchísimas horas de trabajo e investigación en creatividad. Esta reflexión matutina estoy segura que me permitirá estructurar  y concretar mucho mejor mi intervención de mañana.

Pues bien, empezamos a ordenar todo el puzzle que implica conocer qué es la creatividad, la labor de la escuela en los procesos creativos y los mecanismos para desarrollarla en el aula.

Una de las bases del avance de la humanidad ha sido la constante chispa creativa que han desplegado los seres humanos a lo largo de los siglos. Este hecho confirma que la interacción del individuo con el entorno implica que el ser humano ponga en práctica su inteligencia para sobrevivir en un medio hostil y a la vez, crear para vivir mejor (J.A.Marina)

Por tanto, el hombre se caracteriza por una constante creativa que nos ha llevado a la sociedad en la que vivimos. Dice Pau García Milá que está todo por hacer, muchos pueden no estar de acuerdo alegando que está ya todo inventado, que los grandes descubrimientos de la historia ya han tenido lugar y que por ello al ser humano no se le exige capacidad creadora, sino capacidad de adaptación. 

Desde mi punto de vista, el hombre ha creado y seguirá creando justamente para mejorar su forma de vida. Una sociedad como la actual exige capacidad creadora colectiva, no es fácil crear novedades individualmente, por eso lo que nos debe diferenciar con la sociedad pasada es el proceso por el cual el individuo estará en condiciones de crear. Y en este proceso, la escuela es fundamental.

La escuela no es monotonía, memoria, repetición y conocimiento cerrado. La escuela del S.XXI es abierta, capacitadora, integradora y talentosa.
El importante papel que tenemos todos los que formamos escuela es ayudar a nuestros alumnos a encontrar y desplegar su talento. Para ello, partiendo del principio básico de que la principal manifestación del talento es la creatividad, nuestra tarea es ayudar a desplegar la capacidad creadora de nuestros alumnos en los campos en los que está su talento (así reflexioné sobre ello en este artículo en un blog de El País)

Antes de adentrarnos en los mecanismos que tenemos a nuestra disposición para desarrollar la creatividad en la escuela, una reflexión previa sobre los elementos que expanden y que bloquean la creatividad:


  • La creatividad está en todas las personas, la cuestión es entrenarla para que "ese músculo" no se nos atrofie. Todo entrenamiento creativo debe partir de un conocimiento, una actitud y de la imaginación (ésta es clave para que lleguemos a novedades curiosas que resuelvan un problema).
  • La creatividad crece exponencialmente en equipos diversos. Cuanto más diverso es un equipo, mejor...mayores puntos de vista tendremos sobre un problema y más matices podrá tener  nuestra solución.
  • La creatividad es enemiga de la rutina, requiere no tener miedo al fallo, salirse de lo ordinario para encontrar soluciones extraordinarias.
  • La creatividad está condicionada por el entorno y por los recursos. Entornos conformistas, entornos no dinámicos estrangulan la creatividad. Recursos escasos agudiza el ingenio y favorece la creatividad (Decía el Lazarillo que el hambre agudiza el ingenio...¡y tanto que sí!)
  • La creatividad puede y debe ser entrenada, la clave para lograr despertar la llama creativa está en la actitud. Hay que lograr actitudes proactivas, inventivas y críticas para hacer estallar la creatividad. La  creatividad puede y debe ser entrenada en todas las asignaturas de la escuela, es cierto que es más complejo evaluarlas, pero por eso no debemos de sacarla del aula.

¿Qué mecanismos disponemos para entrenar la creatividad?

Para usar el principal mecanismo "Design THinking" es fundamental trabajar en equipo. Por lo que quizás no esté de más dedicar varias sesiones a crear equipo y crear vínculos en el equipo.

Hecho esto, comenzamos a trabajar la creatividad con la maquinaria pesada del design thinking, una forma sencilla de llevar el conocimiento del aula a la realidad y hacer partícipe al alumno en su conocimiento creando soluciones empáticas con el problema/reto que plantea el profesor.

Todo comienza...lanzando un reto al alumno unido a un objeto de conocimiento.

Ese reto se trabaja vía design thinking:

1º) Investigando y observando de cerca el problema, EMPATIZANDO.


2º)SINTETIZANDO soluciones y saturando para elegir las soluciones ( the rational choice, the most likely to delight, the darling, and the long shot).


3º) PROTOTIPANDO o crear soluciones visuales a las ideas canditatas seleccionadas (soluciones, rápidas, baratas y escalables).

4º) COMUNICANDO y testeando las soluciones prototipadas para mejorarlas.


En resumen, tenemos mucho que hacer en educación para desarrollar el talento de nuestros alumnos vía creatividad, estamos en el buen camino 

 "ningún astronauta llegó a astronauta por accidente", "ningún embajador e-twinning lo es por casualidad"



Creative Commons